Press "Enter" to skip to content

Miedo a ser madre. Consejos para primerizas

El miedo a ser madre es algo más habitual de lo que pensamos. Es muy normal si eres madre primeriza que de pronto te aterrorice la maternidad y no solo es algo que nos ocurra a las mujeres, en el hombre también se puede dar el miedo a tener hijos.

Has estado buscando el embarazo, ha sido algo planeado, meditado, has hecho el test y te ha dado positivo, pero de pronto te asalta esa especie de fobia, un profundo terror que no sabes si podrás superar, te miras al espejo y piensas “tengo miedo a ser madre”. A veces se trata de una simple inquietud, en otros casos lo que se siente es verdadero pánico.

¿Qué dice la psicología sobre el miedo a tener hijos?

El miedo a la maternidad o la paternidad es un miedo psicológico, esto quiere decir que no se trata de un miedo a una amenaza real, sino a una situación que nos imaginamos.

Aunque no lo parezca tiene una utilidad: preocuparnos para ser los mejores padres que podamos para nuestros hijos.

miedo a ser madre
El miedo a ser madre es un miedo psicológico – Imagen de Pixabay

Causas del miedo a la maternidad

Puede haber varias causas que influyan en este miedo. La principal y más habitual es el miedo a los cambios. Tener un bebé supone un cambio drástico en todo lo que estás acostumbrado: tus hábitos, tus rutinas, tus horarios… A partir de ahora tu vida va a cambiar y es muy normal sentirte así.

Por otro lado la inmadurez también puede jugar un papel importante. Vivimos en una sociedad infantilizada y tener que ser un adulto en todos los sentidos a veces puede provocar terror.

Perder la figura o pasar por un embarazo y/o parto complicado es un factor a tener en cuenta, ya que tanto las hormonas como los cambios físicos del embarazo pueden crear temor.

El miedo a ser madre primeriza

Ser madre es un reto que siempre supone cierta ansiedad, sin embargo el primer embarazo es el más inquietante, ya que no existe una idea completa de cómo va a ser la maternidad. Tanto el embarazo como el parto se pueden ver como un proceso aterrador que cada día despierta nuevos temores.

El miedo a ser padre

Puede que un padre no sufra los cambios físicos que suponen gestar un hijo, sin embargo sí que sufre un cambio drástico en su vida. Que surjan miedos es muy natural, e indicativo de que existe una preocupación sobre si se estará a la altura en esta nueva situación. Para el padre es más complicado descubrir cuál es su rol y que es exactamente lo que se espera de él. Hablar mucho con tu pareja y leer libros como éste puede resultar de gran ayuda.

Miedo a tener hijos
Es normal sentir miedo a ser padre – Imagen de Pixabay

El miedo a ser madre a los 40

A veces el miedo viene por la edad en la que se consigue la gestación. Pasados los cuarenta existe una inseguridad basada en el hecho de no tener la misma energía que una persona de 20 o 30 años. También existe el miedo a envejecer e incluso a morir cuando el hijo aún no es adulto. Hay que tener en cuenta que los 40 de ahora no son los de antes. Podemos mantenernos con una salud y una energía envidiables hasta tener una edad avanzada y, sí, actualmente nuestra esperanza de vida es lo suficientemente elevada como para ver crecer a nuestros descendientes.

El miedo a ser mala madre

Todos tenemos una idea preconcebida de cómo queremos ser como padres. Podemos tener preferencia por un método de crianza u otro, podemos tener experiencias como hijos que no queremos repetir con los nuestros, pero de pronto se nos presenta la duda: ¿Seré buena madre? ¿Seré capaz de no perder la paciencia? ¿Podré anteponer las necesidades de mi hijo o hija a las mías propias? ¿Podré hacer todo lo necesario y seguir con una sonrisa? En mayor o menor medida estos pensamientos pueden minar nuestra confianza, sin embargo es posible recuperarla poco a poco.

El miedo al embarazo y al parto o tocofobia

Existe una fobia específica que sufren ciertas mujeres llamada tocofobia. Consiste en un miedo irracional a gestar y parir. Existen distintos tipos, a veces la tocofobia se sufre desde siempre, sin haber tenido ninguna experiencia con un embarazo o parto, sin embargo a veces aparece después de un embarazo o parto complicado.

A veces se descarta directamente la maternidad ya que resulta tan angustiante pensar en ello que se prefiere obviarlo por completo.

En otras ocasiones se elige la adopción o la gestación subrogada. En todo caso si se presenta este problema es conveniente consultar con un profesional de la salud y, si se desea, seguir una terapia.

Miedo a la maternidad
La tocofobia es el miedo irracional a gestar y parir – Imagen de Pixabay

Como superar el miedo a ser madre o padre

Lo más recomendable es hablarlo. Una charla con tu pareja puede ser vital para darte cuenta de que los dos estáis en la misma situación y que superaréis cada obstáculo juntos. Hablar con la familia o los amigos también es aconsejable, ya que de esta manera te puedes dar cuenta de que no eres la única persona que ha pasado por eso y que seguramente tus propios padres estaban muertos de miedo antes de tenerte.

El miedo también se puede combatir con una buena planificación. Pensar en las distintas maneras de resolver las situaciones que se pueden ir presentando puede ser una buena manera de sentir seguridad. Informarse sobre distintas corrientes y técnicas nos servirá para encontrar las soluciones que nos parezcan más adecuadas a nuestras circunstancias. Vivimos en la era de la información y si no te resulta cómodo investigar a través de la web, siempre puedes leer algún libro que te haga salir de dudas sobre lo que va a ocurrir en tu vida.

Si tras probar estos consejos no consigues deshacerte de este temor es recomendable hablar con tu médico, es posible que sufras ansiedad o alguna otra patología. Si es así, ponerse en sus manos e iniciar el tratamiento necesario puede ofrecerte el alivio que tanto deseas.

Pero la verdad es que, independientemente de cómo os sintáis ahora, vais a ser los mejores padres para vuestros hijos.

Entradas relacionadas:

30 Comments

  1. Me ha gustado mucho tu post, me parece genial que hables de esto porque pasa mucho y se habla poco sobre el tema…Me gusta el nuevo look que le has dado al blog!! Un besooo!!

    • ¡Muchas gracias! Creo que es un tema importante, aunque a veces cuesta admitirlo. Pero para eso estamos los blogs, para dar voz a estas situaciones 🙂

      Me alegra que te haya gustado, ¡un besote!

  2. Me gusta que hables de este tipo de miedos de los que se habla poco pero que como bien explicas existe. Un beso

    • ¡Gracias! Pues sí, es un tema un poco tabú, pero como ves hay que hablarlo para quitarnos esa losa de encima. ¡Besotes!

  3. definitivamente la maternidad esta llena de miedos, desde antes y durante todo el camino pero es el camino más dulce, vale la pena afrontar todos esos miedos. Saludos

    • ¡Cuánta razón hay en tus palabras! Vale la pena, y mucho. Gracias por comentar, ¡un abrazo!

  4. El miedo… nos acompaña en muchas etapas de la vida y esta no es distinta. Los cambios y el no saber como será, si podrás con ello, como lo vas a afrontar… yo creo que es muy normal para todas las madres…

    A mi el parto me daba un miedo terrible pero trabajando la confianza e informandome durante el embarazo logre superarlo 🙂

    • Cierto, el miedo siempre está ahí, es muy normal y se puede superar, como te pasó a ti con el parto (a mi me pasó más o menos igual) 😉

      ¡Gracias por comentar!

  5. El miedo a ser madre es asas cosas qeu además de tenerlo todas no despaparece. no sólo es que es igual que siendo primeriza es que estoy convencida que con el segundo has generado miedos nuevos basados en la experiencia. peroeso mola, vives en una constante alerta que a las malas te hace genial para puestos como detective, Ranger, o general militar 😀

    • ¡Ya ves! Lo que no te mata te hace más fuerte… Estoy segura de que Chuck Norris no es nadie al lado de su madre 😀

  6. En el embarazo el miedo que tenía es que saliese algo mal y hasta que no nacieron no estuve tranquila. Por lo demás la maternidad me la he tomado siempre de una forma bastante tranquila y cuando he tenido dudas o miedos obre algún aspecto lo que he hecho ha sido intentar informarme de los temas que me preocupaban al máximo. Tu post es muy completo y enriquecedor. Besos

    • Está muy bien tomarse la maternidad con tranquilidad, creo que es una muy buena actitud para ir resolviendo los retos. ¡Besotes!

  7. Si algo tengo claro, es que, desde que descubres que estás embarazada comienzas a tener miedo por todo. Cuando das a luz igual… La maternidad es querer tanto, que tiene miedo a que cualquier cosa pueda pasar.

    • Sí, el amor es maravilloso y no sabes realmente cuál es tu capacidad de amar hasta que no tienes hijos y te sorprendes amándoles cada día más y el miedo es la otra cara de ese amor. ¡Gracias por comentar!

  8. Mami Reciente Cuenta Mami Reciente Cuenta

    Aixxxxxxx. Miedo y más miedo. Lo recuerdo antes de que naciera. Cuando me la pusieron en los brazos por primera vez y ahora. Sigo con algunos miedos e inseguridades, pero eso no hace que cada día lo supere y siga siendo, la que creo, la mejor madre para mi enana

    • ¡Claro! Es que los miedos están ahí para superarlos y hacernos más fuertes, qué suerte tiene tu enana que tiene la mejor madre que podría tener 🙂

  9. Yo creo que he pasado por todos los miedos. Tuve que pasar por muchos tratamientos para poder quedarme embarazada. Tuve pánico a que saliera algo mal en el embarazo. El parto no quería que llegase porque me daba miedo a parir y convertirme en madre primeriza. Sigo teniendo muchos miedos pero poco a poco los voy superando. Conmigo has dado en el clavo en todo jeje

    • ¡Hay que ver lo miedosas que nos volvemos cuando hay hij@s de por medio! Pero por suerte esos miedos acaban disipándose en su mayoría, ¡poco a poco! 😉

    • Cierto, ¡alegría y miedo a partes iguales! 🙂

    • ¡Muchas gracias! Es un honor estar entre tus posts favoritos de la semana 🙂

  10. La Leonera Potinguera La Leonera Potinguera

    Interesante post… El tema de la maternidad para algunas, resulta inquietante. Yo seguramente, el dia que sea madre, me voy a leer todos los libros de maternidad que haya en este mundo. Porque sé que el día de mi parto, voy a estar preocupada de que a mi bebé le hagan daño, o cualquier cosa.

  11. Barbara Gees Barbara Gees

    Por ahora no estoy pensando en ser mamá, pero justo tengo una amiga que acaba de dar a luz hace muy poquito!! así que le van a venir genial todos estos consejos

  12. desde luego es un post muy completo para cuando una mujer desea ser madre y quiere informacion, me ha parecido super bueno, no estoy por la labor pero si me ha gustado tu post

  13. Mamá Pingüino Mamá Pingüino

    Creo que el miedo en el embarazo es inevitable. Imagíname! 3 años de búsqueda por reproducción asistida y lo consigo tras un aborto previo. Primer trimestre de sangrados. Creo que hasta el 3 trimestre no empecé a disfrutar. El parto no me dio miedo. Ninguno. Curioso pero así es. Lo disfrute tantísimo! Pero el día a día da mucho miedo, claro! Y es algo inevitable que hace que no estemos al 100%

  14. Kenny Acosta Kenny Acosta

    Hola! Me a gustado mucho tu post, y en cada oalabra que escribiste muestra la verdad, yo si tengo miedo a ser madre, nunca me he visto como madre me da panico hasta imaginarmelo jejeje y algo peor más panico me da el quedar embarazada, espero que estos miedo en algún momento se vayan de mi vida, me a gustado mucho la verdad este post. Besos

  15. Yo estoy con el comentario anterior, también tengo pánico a quedarme embarazada, no por el embarazo, sino porque no me gustan los críos.
    Por suerte, hoy en día hay mucha información sobre el embarazo, y más con internet al alcance de casi todos. La información facilita que no hayan tantos miedos a lo que es el proceso del embarazo y parto, pero el miedo a no ser buenos padres es algo que con ayuda de los familiares y sobre la marcha, se supera.
    Un artículo muy completo. Será de ayuda a los padres primerizos. ¡Un beso!

  16. ¡Hola! A mi me parece que todos los miedos alrededor de este tema son bien infundados. Es un tema serio convertirse en padre, responsable de la vida de otro ser humano, y uff, a mi me preocuparía eso y mucho más. Aunque dicen que es normal y que con el tiempo se va manejando, nada me aterra más que esto, jajaja. ¡Muchos besos!

  17. Yo recuerdo haber sufrido ese miedo cuando me embaracé por vez primera y mi miedo era claro, era el miedo por algo que nunca había experimentado, pensaba en el día del parto y me angustiaba por eso trataba de distraerme para disipar esos pensamientos, con mi segundo embarazo el miedo era nuevamente al parto porque ahora si era consciente de lo que me esperaba, como siempre la solución era distraerme pensando en cosas mas bonitas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *